domingo, 6 de septiembre de 2009

LLUVIA

Foto: Autor foto original Gonzalo Montero (www.gonzalomontero.com)
Retocada por Santiago Redondo Vega

Como llanto de azul gimiendo el cielo,
brota fresco maná desde la altura,
garabato en la tierra de frescura
restañando sequías, agua en celo.

De la nube a la tierra y al subsuelo,
repitiendo su ciclo hasta la hartura,
sempiterno vagar, savia futura,
de los campos la vida y el consuelo.

Con romántica luz la chapoteaba
divertido Gene Kelly entre los charcos
y un paraguas de gris que le empapaba.

Timonel de imposibles desembarcos
que a tu mente de niña encandilaba
pleno abril de tus ojos, ríos zarcos.

4 comentarios:

Jorge Lemoine y Bosshardt dijo...

http://www.eforo.com/foros



"Otros"





Lo que no soporta el analfabeto de Oroz es que lo corregí. Lo corregí, lo corregí al analfabeto.

Jorge Lemoine y Bosshardt dijo...

http://www.eforo.com/foros



"Otros"





Lo que no soporta el analfabeto de Oroz es que lo corregí. Lo corregí, lo corregí al analfabeto.

Jorge Lemoine y Bosshardt dijo...

http://www.eforo.com/foros



"Otros"





Lo que no soporta el analfabeto de Oroz es que lo corregí. Lo corregí, lo corregí al analfabeto.

Santiago Redondo Vega dijo...

Jorge, para ser poeta o para sentirte como tal,tienes que dedicarte a tus propios versos. No puedes copiar o recopilar -según tu propia definición- a otros compañeros. Debes enfrentarte a tu propia lucha, no aprovecharte del esfuerzo de los demás. Qué clase de poeta, qué clase de persona, qué clase de ser humano es aquel que se conforma con apropiarse de la voz ajena. ¿Dónde está la gracia de lo único?

No te entiendo Jorge. Espero que recapacites y te dediques a tu palabra lírica y no a "recopilar" nada de nadie. Ya vendrá la pátina del tiempo a colocar a cada uno en el lugar que le corresponda. Incluso a ti, si es que tienes la lírica o la suerte de estar entre ellos. Acomódate al pulso de tu propio verbo, no pienses en los demás. Vete por libre. Trabaja tu conciencia poética y date un tiempo para la reflexión y la meditación serena. Y si tienes dudas, vuelve la oración en pasivo y piensa si a ti te parecería bien que alguien hiciera contigo lo que has hecho tú con una legión de compañeros de versos. Si algo tiene la poesía es la mística del poeta solo ante el papel en blanco, salir de esa batalla es un triunfo libérrimo y extraordinario. No te aproveches del sudor de los demás y demuéstrate a ti mismo si verdaderamente tienes valor para esta lid, y siéntete orgulloso de ello. Si vieras que no puedes dedícate a otra cosa, por amor propio.

Espero que me entiendas y que tomes a bien el consejo. Hay muchas formas de entretener el tiempo. Es mejor ser un mal poeta que un buen plagiador. Estoy seguro que no era tu intención, pero reconoce que te has equivocado y acomódate en la verdad. Sé tu mismo. Escribe como eres, no como quisieras ser.

Permíteme que no te abrace.